• 4 lomos de salmón
  • 1 cebolla
  • 4 patatas
  • 2 cucharadas de mantequilla clarificada
  • 1 vasito de vino blanco
  • Harina
  • Zumo de 1 limón
  • Agua para la cocción
  • Pimienta
  • Sal

Cocer las patatas en agua fría con sal.

Salpimentar el salmón, rociarlo con el zumo de limón y dejarlo marinar durante media hora.

Cortar la cebolla en aros finos, rebozarlos en la harina y sacudirlos para eliminar el exceso.

Rebozar el salmón en la harina y eliminar el exceso.

Dorarlo en una sartén con la mantequilla 3 ó 4 minutos de cada lado, sacarlo y reservar al calor.

Dorar los aros de cebolla, sacarlos y reservarlos.

Desglasar la sartén con el vino.

Disponer el salmón en una fuente, colocar la cebolla y la patata y verter la salsa por encima.

La carne del salmón debe su color a una sustancia llamada astaxantina presente en el plancton y las algas que son alimento de camarones y crustáceos que a su vez forman parte de la dieta de los salmones.

Los que son cultivados son alimentados con pienso de harina de pescado al que se le añade cápsulas de este pigmento producidas natural o químicamente para evitar que su carne presente tonalidades grisáceas que los harían poco atractivos para el consumidor.

El salmón I

El salmón II

La cebolla

100 mitos · #53

Elegir la sartén

La patata    |    100 mitos · #23    |    Curiosidades    |    Dudas    |    Hablando de la patata por Caius Apicius

La mantequilla I

La mantequilla II

Mantequillas compuestas

Las especias

El vino aporta aroma, color y sabor pero ninguna caloría adicional al evaporarse el alcohol durante la cocción.

Cocinar con vino

100 mitos · #17

La harina

La salsa

Historia de la salsa

El limón I

El limón II

Conservar la fruta

El pan rallado

Curiosidades del pan

Trucos con sal

Tipos de sal

100 mitos · #27

Reducir su consumo

Los cuchillos

#

Basilea

Escudo de armas del cantón y del municipio

In Silber ein schwarzer Baselstab

De plata, un báculo de Basilea de sable.