• 1 pechuga de pavo
  • 6 pimientos verdes italianos
  • 1 vasito de vino blanco seco
  • Hierbas aromáticas: romero, tomillo, orégano, estragón...
  • 2 dientes de ajo
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Pimienta negra

Salpimentar la pechuga, rebozarla en las hierbas y rociarla con aceite.

Hornearla el tiempo y a la temperatura indicadas y verter el vino a la mitad de la cocción.

Lavar, desvenar, despepitar los pimientos y picarlos en juliana fina.

Ponerlos en una sartén amplia, cubiertos con aceite y con los ajos aplastados.

Cocinarlos a fuego medio hasta que se caliente y después bajar al mínimo.

Continuar hasta que estén tiernos, aproximadamente 30 minutos.

Sacar el pavo del horno, dejar que se enfríe y trincharlo en lonchas finas.

Servirlo con los pimientos confitados bien escurridos.

El aceite empleado para confitar los pimientos se puede reutilizar en otras preparaciones.

El pavo en América fue salvaje y en los Estados Unidos muere heroicamente el Día de Acción de Gracias, aquí es la eterna víctima de Navidad. Su carne se ha convertido en una saludable opción, ya que tiene poca grasa y bajo nivel de colesterol. Además de ser muy sabrosa, se prepara igual que el pollo, y al tener mucha menos grasa, no engorda y aporta una gran cantidad de proteínas.

El ave

La carne de pavo

Dieta Mediterránea

Alimentos en sazón

Técnicas básicas

Origen del pimiento

El pimiento

Cómo conservarlos

Confitados

Cosas de la verdura

El ajo I  |  El ajo II  |  Tipos de ajo por su color  |  Ajos en conserva  |  Las especias  |  Dieta Mediterránea

El romero

El tomillo

El orégano

El estragón

Hierbas aromáticas

La pimienta

Reina de las especias

100 mitos · #26

Cocinar con vino

100 mitos · #17

El aceite de oliva  |  100 mitos · #6   #64  |  Tipos de aceite  |  Aceites aromáticos  |  Aceite siempre limpio

Trucos con sal

Tipos de sal

100 mitos · #27

Reducir su consumo

Los cuchillos

Tipos de cortes básicos en la cocina

cocineando.com

#

Juliana ►

#

El alimento se asa con menos grasa al no ser imprescindible añadirla para su cocción. El calor seco y uniforme sella el exterior, reteniendo sus jugos en el interior, realzando el sabor y preservando la textura. De no prolongar el asado, no hay pérdida relevante de nutrientes al no estar sumergido en agua. + info