• Verduras -----------------------
  • Calabacín
  • Brócoli
  • Berenjena
  • Judía verde
  • Champiñón
  • ----------------------
  • Cebolla
  • Pimiento
  • Zanahoria
  • ·······
  • Aceite de girasol
  • Tempura -------------------------
  • 130 g de agua muy fría
  • 50 g hielo
  • 1 yema de huevo
  • ½ cucharadita de sal
  • ----------------------------------
  • ½ cucharadita de azúcar
  • 100 g de harina de trigo
  • 50 g de harina de arroz
  • ½ cucharadita de levadura química

Poner el agua y el hielo en el vaso de la batidora y triturarlo.

Añadir la yema y batir unos segundos.

Incorporar el resto de los ingredientes y mezclarlos hasta conseguir una textura grumosa.

Rebozar inmediatamente las verduras bien secas y depositarlas en una bandeja de horno.

Rociarlas muy ligeramente con un spray de aceite y hornearlas el tiempo y a la temperaturas indicados.

El calabacín I

El calabacín II

100 mitos · #11

El brócoli I

El brócoli II

Cosas de la berenjena | Berenjena I | Berenjena II | Berenjena III | Cosas de la verdura

La judía verde se denomina con diferentes nombres según cada país o región: alubia, bajoca, bajoque, caparrón, chaucha, ejote, feixón, fréjol, fríjol, habicholilla, habichuela, mongeta, poroto, vaina, vainita, vainica...

La judía verde I

La judía verde II

El champiñón

Conservar las setas

La harina

Elegir siempre las setas de menor tamaño, son más tiernas, sabrosas y aromáticas. El resto del volumen es agua.

La cebolla

100 mitos · #53

Origen del pimiento

El pimiento

Técnicas básicas

La zanahoria I  |  La zanahoria II  |  100 mitos · #10  |  La zanahoria no siempre fue naranja  |  Alimentos en sazón

El hielo

El azúcar I

El azúcar II

La levadura

Tipos de levadura

El huevo  |  Definiciones, historia, curiosidades...  |  Cosas sobre los huevos  |  El código impreso en los huevos

El aceite de girasol  |  100 mitos · #6   #64  |  Aceites aromáticos  |  Aceite siempre limpio

Trucos con sal

Tipos de sal

100 mitos · #27

Reducir su consumo

Los cuchillos

#

El alimento se asa con menos grasa al no ser imprescindible añadirla para su cocción. El calor seco y uniforme sella el exterior, reteniendo sus jugos en el interior, realzando el sabor y preservando la textura. De no prolongar el asado, no hay pérdida relevante de nutrientes al no estar sumergido en agua.

#

Societas Jesu

Compañía de Jesús