• 800 g de cinta de lomo
  • 3 naranjas
  • 1 cebolla
  • 1 zanahoria
  • 3 dientes de ajo
  • 1 hoja de laurel
  • ½ vasito de vino de Oporto
  • Aceite de oliva
  • Sal

Limpiar el lomo, retirar el máximo de grasa, sellarlo en el aceite por todos los lados y reservarlo.

Pelar la cebolla y la zanahoria y trocearlas.

Pelar los ajos y aplastarlos.

Sofreír la cebolla y los ajos, cuando estén pochados añadir la zanahoria y el laurel y rehogar unos minutos.

Incorporar el lomo, rehogar, bañar con el vino y dejar que se evapore.

Exprimir las naranjas y reservar la piel de media naranja y su carne, quitándole toda la parte blanca.

Verter el zumo, los trozos de naranja y la piel guardada, cerrar la olla y cocinar el tiempo indicado.

Dejar que se enfríe y retirar la carne, la piel de la naranja y el laurel y pasar la salsa por la batidora.

Filetear el lomo.

Servir acompañado de la salsa y trozos de naranja.

El lomo de cerdo es cada una de las dos piezas que están junto al espinazo y bajo las costillas del animal. Es el costillar sin hueso y pesa alrededor de 2 k. Suele tener una forma cilíndrica. Es frecuente encontrarlo secado al aire o preparado en adobo. En la cocina española es frecuente encontrarlo en forma de bocadillo pequeño, lo que se denomina "montado de lomo".

La carne de cerdo I

La carne de cerdo II

Despiece del cerdo

La naranja I

La naranja II

100 mitos · #24

Conservar la fruta

La cebolla

100 mitos · #53

La zanahoria I

La zanahoria II

100 mitos · #10

El ajo I  |  El ajo II  |  Tipos de ajo por su color  |  Ajos en conserva  |  Las especias  |  Dieta Mediterránea

El laurel I

El laurel II

Hierbas aromáticas

Alimentos en sazón

Técnicas básicas

El vino aporta aroma, color y sabor pero ninguna caloría adicional al evaporarse el alcohol durante la cocción.

El vino de Oporto

Cocinar con vino

100 mitos · #17

El aceite de oliva  |  100 mitos · #6   #64  |  Tipos de aceite  |  Aceites aromáticos  |  Aceite siempre limpio

Trucos con sal

Tipos de sal

100 mitos · #27

Reducir su consumo

Los cuchillos

#

El uso correcto de la olla logra un notable ahorro de tiempo y energía. Los alimentos pierden menos nutrientes, conservan su aroma y sabor al apenas utilizar agua y cocerse en su propio jugo y quedar sus sustancias minerales, sobre todo sodio y potasio, disueltas en él. Y precisa menos grasa para cocinar.