• 250 g de pasta al huevo
  • 500 g de tomate triturado
  • 30 g de boletus deshidratados
  • ½ cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • Aceite de oliva
  • Escamas de queso Parmesano Reggiano
  • Agua para la cocción
  • Sal

Hidratar los boletus en agua fría.

Pelar la cebolla, los ajos, picarlos y sofreírlos en una sartén con aceite.

Incorporar los boletus escurridos y rehogar unos minutos.

Añadir el tomate y el agua de los boletus filtrada.

Cocinar a fuego lento de 15 a 20 minutos.

Cocer la pasta al dente en abundante agua con sal y escurrirla.

Mezclar la pasta con la salsa y añadir las escamas de queso.

Tagliolini o taglierini es una variedad de pasta al huevo, de 2 a 3 mm de anchura, típica de las regiones italianas de Molise y Piamonte incluída en la lista de Productos Agroalimentarios Tradicionales (P.A.T.).

El tallarín  |  La pasta  |  La pasta integral  |  Historia  |  Errores al hacerla  |  100 mitos ·   #81   #84  |  Al dente

El tomate I

El tomate II

¿Fruta, verdura, hortaliza?

Alimentos en sazón

Casi todos los alimentos pierden propiedades beneficiosas al ser cocinados, sin embargo el licopeno que contiene el tomate se asimila mejor cuando está sometido a cualquier proceso de cocción y si es con aceite de oliva mejor.

Elegir siempre las setas de menor tamaño, son más tiernas, sabrosas y aromáticas. El resto del volumen es agua.

Boletus edulis

Las setas I

Las setas II

Conservar las setas

Técnicas básicas

La sabiduría popular advierte que todas las setas son comestibles, pero algunas sólo la primera vez. No es broma.

La cebolla

100 mitos · #53

La salsa

Historia de la salsa

Elegir la sartén

El ajo I  |  El ajo II  |  Tipos de ajo por su color  |  Ajos en conserva  |  Las especias  |  Dieta Mediterránea

Parmesano I  |  Parmesano II  |  El queso  |  Queso rallado  |  100 mitos · #74  |  Su empleo  |  Su corteza

El aceite de oliva  |  100 mitos · #6   #64  |  Tipos de aceite  |  Aceites aromáticos  |  Aceite siempre limpio

Trucos con sal

Tipos de sal

100 mitos · #27

Reducir su consumo

Los cuchillos

#

La proporción debe ser de 1 l de agua por 100 g de pasta, y al hervir, añadir 2 cucharaditas de sal por litro. La pasta debe incorporarse 1 o 2 minutos después de haber hervido el agua y hay que remover con frecuencia. El tiempo indicado por el fabricante se mide al reiniciarse el hervor después de agregar la pasta.