• 320 g de pasta
  • 1 cebolla
  • 4 dientes de ajo
  • 10 tomates pera
  • 2 berenjenas
  • 150 g de migas de bacalao desalado
  • 150 g de gambas congeladas
  • 100 g de aceitunas negras de Aragón
  • Tomillo
  • Orégano
  • Aceite de oliva
  • Agua para cocer
  • Sal

Pelar los tomates y trocearlos.

Pelar la cebolla y el ajo y picarlos.

Pelar las berenjenas, cortarlas en tiras, después en cubitos, salarlas y dejarlas en un escurridor.

Sofreír la cebolla y los ajos en una cazuela.

Añadir la berenjena y rehogarla unos minutos.

Poner el tomate, salar y cocinar 15 minutos a fuego medio.

Incorporar el bacalao troceado y las gambas y cocinar 5 minutos.

Cocer la pasta al dente en abundante agua con sal y escurrirla.

Saltearla en la salsa y servirlo cubierto con la salsa.

#

Paccheri, pasta corta de origen napolitano, habitualmente elaborada con sémola de trigo duro, de forma cilíndrica y del tamaño de un macarrón gigante, ideal para ser rellenada o para ser acompañada de salsas abundantes.

La pasta  |  La pasta integral  |  Historia  |  Errores al hacerla  |  100 mitos ·   #81   #84  |  Al dente

La cebolla

100 mitos · #53

Hierbas aromáticas

El orégano

El tomillo

El ajo I  |  El ajo II  |  Tipos de ajo por su color  |  Ajos en conserva  |  Las especias  |  Dieta Mediterránea

El tomate I  |  El tomate II  |  ¿Fruta, verdura, hortaliza?  |  Escaldar  |  Pelar los tomates  |  Alimentos en sazón

Cosas de la berenjena  |  Berenjena I  |  Berenjena II  |  Berenjena III  |  Cosas de la verdura

El bacalao I | El bacalao II | Salazón | Desalar el bacalao | Bacalao: ¡Pobre nuevo rico! | La fortuna de Gurtubay

La gamba

El marisco

Congelar y descongelar

Técnicas básicas

Aceituna de mesa | 100 mitos · #7 | Cómo aliñarlas | Las conservas | Tipos y técnicas  |  Alimentos en conserva

El aceite de oliva  |  100 mitos · #6   #64  |  Tipos de aceite  |  Aceites aromáticos  |  Aceite siempre limpio

Trucos con sal

Tipos de sal

100 mitos · #27

Reducir su consumo

Los cuchillos

#

La proporción debe ser de 1 l de agua por 100 g de pasta, y al hervir, añadir 2 cucharaditas de sal por litro. La pasta debe incorporarse 1 o 2 minutos después de haber hervido el agua y hay que remover con frecuencia. El tiempo indicado por el fabricante se mide al reiniciarse el hervor después de agregar la pasta.